Estado de los Cultivos

Nota: Informe semanal con actualización los días jueves.

Responsables:

Cayetano Abbate, Hugo Conti, Graciela Cazenave

con la colaboración de las AER y EEA INTA de la Región Pampeana

Condiciones de Uso:

Ver Condiciones de Uso...

Última edición del Informe: viernes 10 de junio de 2016

Región Pampeana
( considerando registros semanales de lluvia y temperatura tomados en el lapso comprendido entre las 9 hs. del día 1° al 7 del corriente mes de junio)
RESUMEN

Durante los últimos días se fue abriendo un paréntesis en la secuencia de semanas con tiempo inestable que se vivió en la región, dado que en la actual se fue presagiando y lentamente asentando la llegada del tiempo invernal, observándose un apreciable descenso térmico, con ocurrencia de marcas por debajo de 0° y el registro de heladas de regular severidad. En la ocasión no hubo lluvias, consignando que los eventos más recientes ocurrieron durante los últimos días de la semana anterior, ocasión en que se presentaron varios episodios de inestabilidad meteorológica, los que por lo general terminaron entregando lluvias poco abarcativas y sólo de alguna importancia localizada. En referencia a ello, especialmente se puede mencionar valores de 35 mm de agua caída en Mar del Plata, 32 en Laboulaye, entre 15 y 20 en Bahía Blanca, Benito Juárez, Junín, Marcos Juárez, Nueve de Julio, Tandil, Rosario (SF), El Trébol, entre 10 y 15 en Río Cuarto (Cba), Villa Dolores, Cnl. Pingles (Bs.As.), Las Flores y Tres Arroyos, entre otros. En el resto del área hubo lloviznas dispersas y también algún chaparrón localizado y por lo tanto difícil de ser relevado detalladamente. Se fue conformando de esta manera un escenario donde se aprecia sectores posicionados en forma ligeramente heterogénea en cuanto a la oferta de humedad de suelo para las producciones en marcha y para las de época, que ahora se apura su instalación En este aspecto y en líneas generales, prácticamente toda la región presenta suelos con perfiles en óptima condiciones de oferta de humedad, incluso en algunos sectores perduran grandes extensiones anegadas, pero en la parte del noroeste y oeste extremo no vendría mal recargar el horizonte superficial para proceder a las siembras y para potenciar lo que ya ha germinado. Si bien y como se dijo, con el paso de los días de esta semana, las condiciones meteorológicas se fueron estabilizando, la humedad ambiental, las nieblas y el rocío condicionaron el avance de las trillas de los granos de verano que aún permanecen en los campos, aunque se debería agregar que estos vaivenes climáticos están dentro de lo típicamente previsible a esta altura de la fase final de la campaña y el advenimiento del otoño. Respecto a los niveles térmicos observados en la semana, cabe mencionar que ya se presentaron con cierta severidad los primeros fríos intensos de la época, situación que impone un freno en el auge que todavía se venía observando en la oferta de forraje. Con ello también se han visto afectadas algunas producciones zonales que se hacen en situación limite en ese aspecto, tal el caso, entre otros, de la producción de papa de la primera “siembra” del año que se concreta en Villa Dolores y algunos sitios localizados más de la provincia de Córdoba.

Cultivos de verano (granos gruesos)
Con frecuentes interrupciones motivas por la inestabilidad meteorológica mencionada y las fluctuaciones en la humedad ambiental, se fue avanzando con la cosecha de los granos de estación. En la semana se fueron trillando principalmente los sorgos graníferos y los maíces que se llegaron a secar convenientemente. Prácticamente está casi terminada la recolección de soja, quedando algo de sorgo, buena parte del maíz de segunda y tardío, y se sigue esperando que se logre el secado mínimo del maní ya arrancado para apurar su trilla. Para todos estos rubros se esperan rendimientos promedios generales que categorizan como buenos a muy buenos, aunque sigue siendo manifiesta la variabilidad de resultados tanto en cantidad como marcadamente en la calidad de grano entre sectores, campos o lotes, según época de siembra, lluvia recibida, variedad utilizada, etc.

Cultivos de invierno (granos finos)
En la zona este y centro-norte de la región ya hay trigos de reciente siembra que muestran buena germinación y nacimiento, aunque en la zona septentrional ya hay sectores de Córdoba donde vendría bien algo de agua en la parte superficial del horizonte para asegurar y sustentar un buen arranque. Por ahora sigue habiendo muy buenas expectativas en cuanto a condiciones edafoambientales para hacer trigo en esta campaña, pero todavía no hay demasiada certeza en cuanto a la cantidad de hectáreas que se cubrirá con este grano. Con el paso de los días, la incidencia de las lluvias lluvia y la posibilidad de conseguir semilla, se irá perfilando finalmente el rumbo de la campaña ya lanzada.

Oferta de forraje
La oferta de forraje es la normal para la época y más bien algo mejor aún, dado que al posponerse hasta esta semana la llegada de los fríos intensos, las alfalfas venían “tirando” bien, rebrotando también rápido aquellos verdeos de siembra temprana, los que ya se vienen pastoreando, tales como avenas, trigos forrajeros y centenos. Esos moderados niveles térmicos que, como se dijo han predominado hasta principios de mes, también han permitido economizar reservas de forraje. Al respecto, cabe mencionar que a esta altura del año se cuenta con buenos niveles disponibles, tales como silos de sorgo, otros hechos con picado de maíz, rollos de alfalfa, etc. También hubo muy buena oferta de pasto proveniente de los campos naturales de pastoreo, situación benevolente que no pudo ser aprovechada totalmente en zonas de ganadería extensiva del norte y oeste, al haberse visto disminuidos los planteles debido a las malas condiciones que debió transitar la ganadería durante los años anteriores, quedando la actividad impactada y disminuida por la paulatina reducción de los rodeos que había en esas zonas.